1. Baños de Agua Santa
  2. Turismo
  3. Lugares turísticos
  4. Naturales
  5. Balneario

Balneario Santa Clara

El Balneario Municipal Santa Clara en Baños conocida también como El Cangrejo, Atiende todos los días incluidos feriados. Cómo llegar, Costos de un lugar ideal para relajarse.


A 6910,4 km de tu ubicación

Balneario Municipal Santa Clara

Precios cómodos y servicio de Bar Restaurante

  • Balneario Santa Clara dirección Ubicadas al sur oriente de la ciudad de Baños en la Calle Santa Clara a 100 metros por la calle Montalvo
  • Balneario Santa Clara Horario de Atención
    • De Lunes a Viernes 14h00 a 21h30
    • Sábado, Domingo y Feriado 10h00 a 21h30
  • Balneario Santa Clara Costo
    • Precio Adultos 4 usd
    • Precio Niños y tercera edad:  2 usd
  • Recomendaciones
    • Nota: En el costo ya se encuentra incluido el uso del Sauna , Turco e Hidromasaje
    • Es recomendable para el uso de particulares en la horas de la a partir de las 18h00

Las instalaciones cuentan con 2 piscinas al aire libre, piscinas de aguas termales que brotan de la fuente de Santa Clara y la Piscina Santa Clara semiolímpica en Baños se encuentra con nuevas instalaciones renovadas amplias, para que el turista pueda disfrutar de un ambiente cómodo.

Es una de las primeras piscinas que fueron inauguradas s en Baños su construcción realizada en abril de 1933 es un ícono de tradición de los baneños visitar éste lugar. 

Balneario El Cangrejo

El sol ha madrugada. Poco a poco va dorando los montes circundantes. Las calles, parques y plazas van adquiriendo vida y los tejados rojizos de las casas están más claros. El espíritu de los baneños se torna más altivo y jovial contagiado por lo espléndido del paisaje. Es una de las mañanas preciosas del pueblo, propia de un verano extraordinario. El frio del alba va desapareciendo con el calor de los rayos solares y el cielo se ve claro, límpido, con un azul - celeste peculiar e inigualable.

Hay placidez en el ambiente, aunque este se hace cada vez más caluroso. Está llegando el medio día y por las calles que llevan a la piscina de El Cangrejo se ve a la gente que con paso presuroso, camina a refrescarse en sus aguas de agradable temperatura que la hacen únicas en la región.

Santa Clara o El Cangrejo, es el balneario de los baneños. Muy pocos turistas acuden a gozar de sus aguas, en cambio para quienes vivimos aquí, es una especie de relajación disfrutar de su dulzura y del placer de pasar momentos de verdadera euforia y regocijo.

Baños de mis recuerdos

Las generaciones pasadas se complacían con su frescura, aunque no había piscinas sino tan solo un pequeño "chorro" escondido entre el verdor de los potreros y cañaverales. Cuando se construyeron las piscinas, jóvenes entusiastas y románticos llegaban a deleitarse  con la suavidad de sus caricias y hacían gala de su pericia en la natación. Los Jota: Tubico,

Alfonso y Pepe; los Silva: Alfonso, Antonio y Avelino; los Delgado: Humberto y Reginaldo; los Cano, los Portilla, los Guevara, Ruperto Cifuentes, Gonzalo Cañar, Jorge Viteri, Neptalí Zurita, Angel Reyes; los Proaño: Jorge y Luis; los Vargas: Tornás y Pedro; los Luna: Luis,Enrique y Danilo y asi tantos y tantos jóvenes de aquella época, que deben haber pasado tardes majestuosas junto a la belleza de aquellas señoritas. amigas y novias querecatadarnente luclan su belleza con trajes de baño a la "moda."

Generaciones más próximas aprovechábamos aquellos días de soles destellantes para pasar momentos de esparcimiento fisico y espiritual en Santa Clara.

Qué agradable resultaba bucear en lo más hondo y sacar monedas que relucían en el fondo de la piscina y que se las podía observar claramente a través del agua; lanzarse del tablón aunque sea de pies; subirse a los pasamanos de las escaleras y "clavarse" de cabeza; saltar desde el león; nadar unos cuantos "largos" y salir extenuados a recibir las caricias del sol; dialogar con las preciosas amigas y enamoradas que ostentaban la hermosura de su juventud y observar a jóvenes atletas practicar los más variados saltos ornamentales desde el "tablón" o desde el techo de zinc de los cuartos. Ahi estaban Luis Centeno, Rodrigo Morales, Edison Morales, Marco Cepeda, y los más asados: el "Moco" Aguirre, el ‘Cuy’ Constante, El Calocho Aguirre, El "Negro" Lozada, El Vladi Caicedo, el "Pastorito" Guevara, desaliando la altura y Ia distancia, dando muestras de coraje y valentia.

Los sábados por la mañana Santa Clara se llenaba de encantos: las internas del normal solían ir a bañarse en aquellas aguas cristalinas y puras. Decían que en aquellas horas la temperatura era ideal, más creo que el contraste con el frío del ambiente, le daba una característica propia que hacia el deleite de aquellas jóvenes. La entrada a las piscinas estaba prohibida en el tiempo que las internas disfrutaban de su baño ‘semanal’. Nos comentábamos solamente con mirarlas a la distancia y enviar nuestro romance a través de la brisa que soplaba sutilmente y llegaba a ellas con suspiros de amor.

Las piscinas de Santa Clara están vivas en nuestra mente, ahí aprendimos a nadar cuando en la escuela nos llevaban a gozar de sus aguas, ahi, bajo el embrujo de su entorno, pasamos momentos Indescifrables sintiendo el placer de Ia algarabía y la tranquilidad de sentirnos abrasados por los rayos del sol en su cenit. vividas emociones se quedaron grabadas en nuestra alma y superviven a los tiempos: las tardes de cielos claros, el murmullo solemne de Ia gente, la lozania del agua refrescando nuestros cuerpos, la serenidad del ambiente matizado de tenues vientos, los amigos que ya no están cuando les buscamos, la hidalguia, el prlmor y el encanto de la mujer baneña. Asi de simple y hermosa transcurría la vida.

Autor: Rodrigo Herrera Cañar



Documentos Adjuntos:

    ¿A dónde ir?

    ¿Qué aprender?

    ¿Dónde comer?

    ¿Qué hacer?

    Planifica tu viaje

    ¿Dónde dormir?